La declaración de Paz

Se trata de la estupenda Paz Vega dentro de su papel en “Lucía y el Sexo” de Julio Medem. La escena me cautiva, aunque hay otras dentro de la película que son inolvidables, en esta me emociona ver como Lucía declara su amor a un desconcertado Lorenzo.

La película atormentó de tal manera a su director que llegó a grabar hasta diecinueve versiones del montaje final. Puede envolverte de forma seductora o hacer que la rechaces de pleno, pero yo adoro todo el filme. Tiene una línea argumental donde se mezcla sueño y realidad, donde se ponen en énfasis las relaciones peculiares entre los personajes, el capricho del destino que los une y los separa.

Partiendo de ese pedacito de guión de cine, me parece  factible el poder demostrar valor y determinación a la hora de decir lo que a uno le gusta, lo que quiere o lo que desea. Sin embargo, en la realidad cotidiana optamos por silenciar nuestros deseos, nos invade el miedo al fracaso, al que dirán… porque quien vacía sus sentimientos en una declaración de amor se abre a otra persona exponiéndose vulnerable. Más aún cuando la declaración de “Lucía” tiene esa visión descarada, obsesiva, ilusoria y hasta impositiva. El impacto es brutal y el otro se ve subyugado a complacerla.

No he recibido nunca declaraciones así de directas, tan sólo esta que me llegó vía mail

Hola  Bell,

ante todo decirte que me encanta tu blog, lo que escribes, lo que piensas, tus fotos, todo, me pareces una mujer muy sensual, sexy y provocadora, tanto que cada vez que veo una foto tuya no puedo evitar imaginarme rompiéndote la ropa y haciéndote las cosas más guarras, salvajes y descontroladas que puedas imaginar. Eres una mujer que no se merece que la follen despacito y bien, eres una mujer que se merece que la posean como tiene que ser, contra una pared, sin miramientos, sin respetos el uno con el otro, con ansia, con deseo, con todo.

__________________________

Como me tiene descolocada aún no he contestado.. ¿que hago?